• Mayo

    14

    2015
  • 487
  • 0
De chica de piso a escort independiente

De chica de piso a escort independiente

Durante ocho años pude aprender y ganar mucho dinero trabajando como puta o chica de piso. Hecho que nunca niego y con mucho orgullo lo expreso. Nací en Colombia hace ya 30 años y en busca de una mejor vida llegue a España, específicamente a Barcelona, una ciudad que me encanta y adoro.

Desde un inicio no intente buscar otro trabajo que no fuera el más antiguo de todos, y es que en la época en que llegué a la ciudad condal se ganaba mucho dinero trabajando de puta. Pero en mi caso nunca trabaje en la calle, tuve la suerte de empezar en un piso de chicas que era relativamente nuevo, donde primero en ese y después en otro gane mucho dinero e hice ganar también al dueño de este local, quien en ese momento empezaba dentro de este mundo y hoy en día es uno de los empresarios más emprendedores del sector.

En esos ochos años aprendí bien mi oficio e hice que mi nombre aun hoy sea mencionado, como una de las mejores chicas que ha trabajo en estos locales. Aunque realmente nunca pensé en ser escort independiente, las cosas de la vida me hicieron cambiar. Y después esos años intensos de trabajos como chica de piso, sentí la necesidad de tomar un descanso o retirarme de esa vida.
Realmente había ganado mucho dinero en todo ese tiempo y de cierta manera mi vida futura en mi país la tenía casi resuelta, y llego un momento en que tanto descanso y tanto relax me hacía sentir fuera de lugar. Fue cuando una amiga me comento la idea de volver al mundillo pero en vez de trabajar en un piso o para otra persona hacerlo para mí misma, como escort independiente.
Quizás por temor o desconocimiento al principio la idea de ser escort independiente y estar desprotegida me hizo dudar, pero claro para algo había aprendido en esos años de chica de piso lo necesario para saber lidiar con los clientes, así que me decidí y pase de ser una chica de piso a una escort independiente.

A mi favor tenía una cantera inmensa de clientes que había acumulado desde mi llegada a Barcelona. Así que solo necesite invertir un poco en publicidad y promoción en páginas especializadas para escort y comencé a trabajar como tal.
Aunque me va súper bien, mi vínculo con mis ex compañeras o el propietario de los locales donde trabaje nunca lo he perdido. Y siempre le agradezco a él todo el apoyo y la oportunidad de haber crecido y haberme formado en este mundo y en esta profesión que tanto beneficio me ha dado.
Al igual que en mi inicio, no oculto mi oficio y quien me quiera apreciar como persona, lo ha de hacer tal cual soy, porque tanto como chica de piso o como escort independiente fui, soy y seré la misma de siempre.

De chica de piso a escort independiente

escort-barcelona-de-piso

DEJA UN COMENTARIO

You comment will be published within 24 hours.

Cancel reply
© Copyright 2015 ROSELLÓN 315 BARCELONA